Siempre nos genera dudas la parte de la hipoteca, pues si bien es cierto que a la hora de buscar vivienda entramos en los principales portales inmobiliarios como pueden ser Idealista, Fotocasa o Pisos.com y buscamos la vivienda que mejor se adapte a nuestros requisitos, a la hora de buscar hipoteca nos surgen mil dudas, pues por norma general no sabemos que nos van a solicitar ni como funciona.

Cálculos rápidos para tu hipoteca…

Si queremos tener una idea de los cálculos para saber si nos van a conceder la hipoteca tenemos que tener en cuenta lo siguiente.

Calcularemos nuestro salario neto, es decir, libre de impuestos y retenciones y le calculamos un 30%. En el caso de tener 14 pagas tendremos que hacer un cálculo previo que sería el salario neto multiplicado por 14 pagas y dividido entre 12 meses para ver la media mensual

Veamos un ejemplo de alguien que gana 1200€ al mes netos en 14 pagas:

1.200€ x 14 = 16.800€ al año, ahora dividimos entre 12 y sale 1.400€ que es la media de los 1.200€ al año en 14 pagas, pero como si los recibiera en solo 12 meses/pagas

Ahora tenemos que calcular el 30%, en este caso somos conservadores y hay bancos que permiten un poco más, pero con el 30% no deberíamos fallar

30% de 1.400€ es 420€

Esa cantidad obtenida se le llama «ratio de endeudamiento» y es el importe máximo que el banco va a permitir que nos endeudemos.

Recordad que si por ejemplo tenemos un préstamo del coche que pagamos 100€ al mes, hay que descontarlos de este «ratio de endeudamiento»

¿Qué me van a solicitar?

En el caso de que estés buscando hipoteca, el banco nos va a solicitar, por norma general la siguiente información:

  • Dni
  • Contrato laboral + Vida laboral
  • 3 últimas nóminas
  • Última declaración de la renta
  • Nota simple del inmueble

En el caso de que seamos trabajadores por cuenta propia deberemos aportar además:

  • Declaración de IVA del año anterior
  • IVA trimestral del año en curso
  • Recibos de la Seguridad Social

Y ahora…¿ Hipoteca Fija o Variable ?

Actualmente vivimos en un momento de mucho cambio y además cambio muy rápido. En marzo del 22, el Euribor hizo 6 años en negativo y ha pegado un salto bastante grande posicionándose en unos valores muy altos, valores que tendrán que bajar para que la situación pueda compensarse y mantener un ritmo estable de compraventas acorde a la economía de la sociedad.

Es por eso que, actualmente y pensando en una hipoteca a largo plazo (por lo general 30 años), nos decantaríamos por una hipoteca variable aceptando y asumiendo que todo 2024 seguramente estemos «pagando caro» pero con la idea de que a largo plazo, los restantes 28-29 años, estaremos «pagando barato» pues el Euribor debería bajar.

No obstante, siempre está la opción segura de saber que vamos a pagar si o si lo mismo durante toda la vida de la hipoteca y no tendremos sorpresas, ni buenas, ni malas. Si este perfil se adapta más a ti, te recomendamos la hipoteca fija.

Ir al contenido